24/7/15

10 cosas sobre 'Las luminarias' de Eleanor Catton

El portadón de Las luminarias de Eleanor Catton

La editorial Siruela ha sido la encargada de publicar en castellano la novela de Eleanor Catton -¡hola, Matilde Asensi!- titulada Las luminarias, algo que ya habrá quedado claro por el encabezado del post, la imagen de la portada y vuestra compresión lectora. Y yo he sido el encargado de leerlo porque me apetecía disfrutar de un tocho después de ver las buenas críticas que tenía, lo genial que es su edición y que en verano dispongo de más tiempo para hacer frente a obras más complejas, no todo iba a ser usa la baticao. El mundo minero, putero y varonil me acompañó durante varios días y a continuación mi opinión.

10 cosas sobre Las luminarias:
  1. Adéntrate en el maravilloso mundo de la extracción de oro de las minas de Hokitika (Nueva Zelanda).
  2. Que no sabía exactamente donde estaba Nueva Zelanda hasta que casualmente emitieron un Callejeros viajeros de ese lugar.
  3. Lugar que en mi mente hacía que toda la historia transcurriera en un ambiente similar al de Django desencadenado.
  4. Y desencadenado no, pero atrapado por la lectura (cerca de 800 páginas) sí que estuve. Si pasas de la mitad sin ningún amago de abandonar el libro ya te quedarás seguro hasta el final.
  5. Final que a mí se me hizo algo pesado pese a que concentraba gran parte de la resolución de todo lo narrado y que los capítulos eran muy cortos.
  6. Corto de mente te hace sentir en algún momento por el vocabulario empleado. Es un libro para alguien de Saber y ganar o que tenga un diccionario al lado.
  7. Al lado de Anna y los maories es donde deseo estar el resto de mi vida. Qué personajes más ídolos.
  8. Como ídolos y magnos eran las introducciones de cada capítulo en el que te resumía brevemente el contenido de dicho capítulo. Por lo general no era mucho spoiler salvo en contadas ocasiones.
  9. Perdí la cuenta de las veces que se decía "harto" y "puta".
  10. Y Carver. Malote maravilloso.


Las luminarias es un libro más grueso que los pilares de tu casa y donde en los primeros capítulos vives una especie de 12 hombre sin piedad. Con la salvedad de que aquí son 13 hombres y que no está en blanco y negro (según cómo te lo imagines, claro). Todo comienza con esos hombres reunidos en la sala de fumadores del hotel Crown y la entrada en ella de Walter Moody. El pobre no sabe dónde se ha metido y los demás comienzan a relatarle una serie de hechos ocurridos antes de su llegada. Todo eso es la mitad del libro, donde conoces a cada uno de los hombres allí reunidos, su relación entre ellos y por qué están en esa sala. Te puedes hacer una idea leyendo las primeras 56 páginas de forma gratuita.

Toda la trama gira en torno a dos mujeres, una desaparición, un fallecido y los signos del zodiaco (de lo más característico de la obra). A partir de ahí, y gracias a lo extenso que es, ocurren infinidades de situaciones entre todos los personajes. Uno de los puntos que más me gustaron fue que en esa primera parte de Las luminarias se desarrolla cada personaje al completo. Las descripciones que hace Eleanor Catton no se basan solo en la apariencia física (esto no es el videoclip de Ylenia), sino que también te introduce en la forma de pensar y de ver la vida de cada uno de ellos (y no he dicho en ningún momento Del revés).

Es una de esas obras que ganan en el recuerdo y que te alegras de haber leído, que ha merecido la pena el tiempo invertido porque está todo muy bien relatado y construido (no es un edificio de Calatrava). Me he dejado sin comentar muchísimas más cosas de las que parece pero es que sería hacer spoilers innecesarios. La esencia es lo que he contado y un restaurante de Burgos.

Los títulos de cada capítulo, ídolos.
El índice al principio con los personajes, ídolo y necesario.
Capítulos finales, abyectos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails